Caos total en el Luna Park y otros puntos de la Ciudad en la vacunación a los jubilados

La vacunación a adultos mayores en la Ciudad de Buenos Aires comenzó con largas filas bajo el sol, demoras y sin distanciamiento. La organización administrativa y sanitaria se vio desbordada en los alrededores del Luna Park.


Con largas filas bajo el sol, sin distanciamiento social, demoras y con adultos mayores que debieron esperar parados por más de una hora, comenzó a las 8 la vacunación contra el coronavirus en el Estadio Luna Park, uno de los centros de vacunación elegidos por el gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos de la campaña para adultos mayores de 80 años y residentes de geriátricos.

Desde este martes, el emblemático edificio, ubicado en la manzana delimitada por las calles Bouchard, Lavalle y las avenidas Eduardo Madero y Corrientes, en el barrio porteño de San Nicolás se convirtió en vacunatorio y se espera aplicar 2.100 dosis diarias de la vacuna Sputnik V a los adultos mayores de 80 años.

En tanto, durante el comienzo de la primera jornada de vacunación, en las afueras del estadio, la organización administrativa y sanitaria se vio desbordada con filas de más de una cuadra, gente amontonada, entre ellos adultos mayores esperando parados sin sillas en las cuales poder descansar.

“Estamos esperando hace 45 minutos. Yo puedo aguantar pero ahora mucha gente que no, ni sillas pusieron. Con todas las butacas que hay en el Luna Park, no puede ser”, se quejó una señora.

“Estamos desde las 11.20 con el turno para las 12. Nadie nos ofreció nada para esperar”, agregó otra mujer que fue a vacunarse.

Un señor comentó que “es un desorden increíble esto, es una mala organización, pero bueno no podemos pedir otra cosa”.


“Es un desastre, es una vergüenza lo que pasa con los abuelos, hacerlos esperar así”


“Yo traje dos tías y a mi mamá. A mi mamá no la vacunaron porque tuvo un edema de glotis, está desilusionada. Estamos tratando de calmarla para que en algún momento se pueda vacunar, la vacuna es nueva entonces posiblemente si hay casos como el de ella no la van a vacunar. Ya le pidieron los datos y la van a llamar”, contó una mujer que llevó a sus familiares al centro de vacunación.

Imágenes de largas colas y falta de distanciamiento social también pudieron verse en las instalaciones del Club San Lorenzo, ubicado en Avenida La Plata 1770, las cuales fueron difundidas por distintos usuarios de Twitter.

A la tarde, cerca de las 15.30, María esperaba el turno para que vacunen a su padre, mientras un orientador identificado con chaleco verde le acercaba sillas a los mayores, que se sentaban a menos de un metro de distancia con sus acompañantes parados.

“Hay un retraso de una hora, más o menos. Y van llamando por horario. Yo tenía el ingreso por puerta 2, pero no está funcionando el ingreso diferenciado”, contó la joven.

Legisladores del Frente de Todos (FdT) cuestionaron la falta de organización de la campaña de vacunación en la ciudad de Buenos Aires.


“La improvisación de (Horacio Rodríguez) Larreta y el desprecio por lo público es un acto criminal y convertir un vacunatorio en un foco infeccioso de contagios, un absurdo surrealista”, escribió en Twitter el legislador porteño Leandro Santoro.


De igual forma, el senador nacional Mariano Recalde advirtió que el PAMI había ofrecido tiempo atrás “10 centros de vacunación” a la ciudad, pero el jefe de Gobierno porteño” y (el ministro de Salud porteño, Fernán) Quirós no respondieron”.

“Mandaron a los adultos mayores que no tienen prepaga a hacer filas eternas a centros saturados”, denunció Recalde y definió como “un desastre” el operativo desplegado por las autoridades de la ciudad.

La vacunación contra el coronavirus en el Estadio Luna Park, uno de los centros elegidos por el Gobierno porteño para adultos mayores de 80 años y residentes de geriátricos, comenzó hoy a las 8.

En videos que circularon en las redes sociales y que rápidamente se viralizaron, se observaron largas filas de adultos mayores que esperaban más de una hora para ingresar al estadio, ubicado entre las calles Bouchard, Lavalle y las avenidas Eduardo Madero y Corrientes, en el centro porteño.

En tanto, en imágenes registradas adentro del estadio de San Lorenzo, un gran número de personas aguardaba sin la distancia social necesaria para prevenir el contagio.

La diputada nacional Paula Penacca también se pronunció vía Twitter: “Lo que le hicieron hoy a las personas mayores es inhumano. Llevan un año cuidándose, sin poder abrazar a sus familias, se van a vacunar con esperanza y Larreta los pone en riesgo a todos juntos. ¿Nadie del GCBA se va a hacer cargo?”.

Penacca punteó su análisis: “1: Generar desconfianza en la vacuna. 2: No abrir la inscripción anticipada. 3: Desviar vacunas a los privados amigos. 4: Cerrar todos los vacunatorios de los barrios y amontonar a los mayores de 80 en solo tres centros. 5: Blindaje mediático. Ante cualquier conflicto, la culpa SIEMPRE es de otro. RESULTADO: nada puede salir bien”.

“Cuando decimos que Larreta gobierna para los ricos es porque le da las vacunas a las prepagas para sus afiliados y manda al resto a amontonarse como ganado en clubes y estadios sin la menor prevención ni cuidado”, planteó también la legisladora porteña Gabriela Cerruti.

En tanto, su par Victoria Montenegro posteó filmaciones de los ancianos en las filas y advirtió: “Esta es la vacunación que te ofrece el Gobierno de la Ciudad si no tenés prepaga”.

Otro miembro del bloque del FdT porteño, Javier Andrade, escribió en Twitter: “Nuestrxs mayores esperaron mucho tiempo y con mucha ilusión para poder vacunarse, llegar al Luna Park y recibir tanto destrato es una provocación”.

“La vacunación debería traer certezas y esperanza, no más angustias. Al desastre que fue el sistema (de inscripción) por internet y la línea telefónica siempre colapsada se le suma esta falta de previsión y respeto por la Salud. Sobran recursos en la Ciudad, esto no puede pasar”, añadió.

Se refirió además a las imágenes registradas en el centro de vacunación de la sede Boedo, donde una mujer que esperaba en la fila, bajo el sol, se descompensó y fue asistida por un policía porque en un principio no habían sido dispuestas ambulancias, preventivamente.

“Acá no hay improvisación; es una definición política”, remarcó Andrade.

La legisladora porteña Claudia Neira preguntó en la misma red social: “¿Cuesta tanto organizar una vacunación digna para los porteños y las porteñas? No dejan siquiera que se inscriban los menores de 80”.

En ese marco, denunció que “los de 80 lidian para inscribirse, los confunden y dividen entre sistema público y privado. ¡Y a los que no tienen prepaga, los atienden así!”, y difundió las imágenes en las que los adultos mayores afirmaban haber esperado una hora afuera del estadio, de pie y sin distancia social, para poder ingresar.

Fuente: Télam.

Para escuchar La 770, hacé click acá.

Comments are closed.