“Se calcula que sólo un 10% de los contratos de alquiler son registrados en la AFIP”