Hernán Vanoli: «Los datos y la manipulación informática están concentrados en cada vez menos manos»

En medio de la polémica por las sumas millonarias que recaudan empresas como Mercado Libre, «Sobre la Hora» conversó con Hernán Vanoli, autor del libro “Los dueños del futuro” junto a Alejandro Galliano, sobre los siete empresarios forjadores de fortuna por fuera de los modelos tradicionales de acumulación, entre ellos el de Marcos Galperín, dueño de Mercado Libre.

«Lo primero que tenemos que decir, es que Galperín no es un gurú de la tecnología ni mucho menos sino que es un tipo que se dedicó desde muy temprana edad a las finanzas» afirmó.

Mercado Libre, nació con un negocio mixto, que en un principio se parecía a la E-Bay estadounidense, con subastas, y luego a Amazon, por las ventas. «En realidad, lo que están haciendo en el fondo es una intermediación: Mercado Libre, lo único que pone es un soporte tecnológico y su principal capital es el uso del conocimiento de la página» y funciona como un buscador. Remarcó que la Ley de Protección del Software protege a las empresas de tecnología «por lo cual su ingreso en ese régimen es por lo menos, polémico».

«Hoy en día estamos viviendo una transformación tecnológica enorme, todos lo vivimos, yo soy nacido en la década del 80, no había celulares y con el avance en internet es impresionante. Hoy el dato, en tanto tal, es una de las principales fuentes de ganancia económica: si pensamos en las empresas más grandes del mundo, el activo principal que tienen son los datos. En ese sentido, Mercado Libre tiene una información impresionante».

La empresa cuenta con los datos de compra y de naegación de los clientes: «Tienen tanto poder y tanta información que no tienen la capacidad técnica de administrarlo» afirmó y remarcó: «Si uno se pone a pensar en la virtualidad de todas esas operaciones y todos esos datos, la verdad que da un poco de miedo».

«Una de las principales políticas de este gobierno cuando se acercan las elecciones, y para subsanar un poco los efectos de estas políticas económicas, son dar microcréditos o dar créditos pequeños a los sectores que están más ajustados» y con esta información, la peligrosidad es que Mercado Libre pueda ofrecer más financiamiento y especular con esa información. «Por eso es un despropósito absoluto y de ahí se entiende el enojo de Grabois de que toda esa información esté en manos de un privado» resaltó.

«La agenda más contemporánea tiene que ver con este servicio de intermediación que son cajas negras en las cuales los Estados son muy débiles y la sociedad se tiene que organizar para darle respuesta».

Vanoli concluyó que pese a la participación democrática, «el uso de los datos y la manipulación informática está concentrándose cada vez en menos manos». «Yo también uso Mercado Libre y creo que tiene un montón de facilidades» comentó, y por eso mismo remarcó que «tiene que haber un debate público mucho más fuerte y mucho más urgente sobre lo que son estas plataformas de extracción de datos y la relación que el Estado tiene con respecto a ellas».

[AUDIO] Sobre la Hora – Cooperativa la 770 – 13 de Mayo de 2019