“El dólar a $128 es un precio ridículo”