Formosa: «El deceso de Mauro Ledesma es por mala administración de las medidas impuestas»

Mauro Ledesma intentó cruzar el Río Bermejo, tras meses sin trabajo y esperando la aprobación de ingreso a la provincia. “Eso lleva a la desesperación en cualquier persona que se encuentra a la intemperie, a la deriva, sin dinero, sin comida, sin nada y en la ruta”, afirmó el abogado Daniel Suizer.


Mauro Ledesma, de 23 años, estaba varado en Córdoba desde el inicio de la cuarentena, y desde el 25 de agosto esperaba el permiso para entrar a su casa en El Colorado Formosa. Unos pescadores hallaron el cuerpo con signos de descomposición el 11 de octubre.

Daniel Suizer, abogado de la familia, junto a la abogada y concejala en la Formosa Capital Gabriela Neme, vienen realizando presentaciones desde agosto ante los organismos de derechos humanos y al Defensor del Pueblo “por las personas que están a la buena de dios en la ruta, a la deriva, en la intemperie”. “No tuvimos respuesta por parte del Estado ni del Defensor del Pueblo, ni de la Subsecretaría de Derechos Humanos” comentó en el programa Canal Abierto.

Estiman que son unas 10.000 personas que están intentando ingresar a Formosa, una de las provincias que tiene las restricciones más estrictas en el ingreso y que no han tenido respuesta. Suizer y Neme denunciaron al Gobierno de la Provincia ante el Tribunal Federal, por presunto delito de “acción pública” al no permitir la circulación.

A los abogados les llamó la atención que las autoridades dijeran que “murió por amor” y que “tenía una novia”, e incluso “calavera no chilla”. Con una pequeña investigación, encontraron no solo con la solicitud de ingreso de Ledesma en agosto, sino a su pareja Tamara Molina y su hija de 3 años, su su casa “muy humilde” en Colorado, y la historia detrás de un trabajador golondrina al que echaron al principio de la pandemia en una estancia de Córdoba, intentando volver a su casa.

El gobierno de Formosa mintió, quiso evadir responsabilidades porque el deceso de Mauro Ledesma es producto de la mala administración de las medidas impuestas, del estricto cumplimiento de una medida restrictiva de ingreso sin ningún tipo de transparencia o respuesta, nadie sabe quién entra, y no hay una lista pública. Eso lleva obviamente a la desesperación en cualquier persona que se encuentra a la intemperie, a la deriva, sin dinero, sin comida, sin nada y en la ruta” concluyó.

[AUDIO] Canal Abierto – Cooperativa la 770 – Jueves 22 de octubre de 2020

Para escuchar La 770, hacé click acá.

Comments are closed.